¿Cómo espero al matrimonio? (Intimidad sexual)




Necesito comenzar diciendo que este blog no es para todo tipo de personas. Sino para aquellas que le sirven a Dios y desean honrarle y respetar sus mandamientos. Si eres parte de esta hermosa comunidad que me lee y no estás de acuerdo con esperar, toleramos y respetamos tu opinión, y así mismo te pido que abraces el respeto por las personas que deciden esperar y educarse para ello. Esperar no es de tontos (al contrario), tampoco es de anticuados (la palabra de Dios no tiene fecha de caducidad, Dios tampoco). Habiendo dicho esto sigamos de lleno.



Vamos, digamos la verdad, en esta sociedad actual el sexo en cualquiera de sus esferas es lo que últimamente vende. Lo que es triste y morboso. Desde los más pequeños se ven influenciados a ir tras la sexualidad tan rápido como puedan. Comenzando con bailes sensuales, preguntando cuántas novias tienen, si ya les gusta alguien en el cole y hasta cuestionar sus conductas "rudas" o muy "débiles". Entonces al llegar a la pubertad, ya teniendo todo tipo de pensamientos inyectados por la televisión y la sociedad, estos explotan y se exteriorizan en conductas empujadas por los cambios hormonales. ¿Que este proceso pudiera ser diferente en la adolescencia? ¡Claro que sí! Pero no lo es debido a lo mismo: Los medios, las redes y la sociedad. Inclusive, el comercio con su ropa y artículos empuja a los adolescentes a tener sus primeros encuentros sexuales sin madurez, sin preparación y mucho menos responsabilidad. Lo peor es que se lo venden como: "eso es conocerte y saber lo que vas a querer en el futuro". Ya los 25 han tenido más de 5 parejas sexuales, lo que les lleva a pensar que las personas son remplazables, que las relaciones son desechables y que lo que te cause dificultad y poca diversión hay que descartarlo enseguida. Y así se va creando el futuro matrimonio atropellado y vacío. Carente de intimidad emocional y espiritual... llegando más tarde el divorcio por infidelidad, cansancio mental hasta falta de propósito. Luego son los que se dan en el pecho diciendo que el matrimonio no es lo ideal, que es de fracasados sumisos y que de nada sirven un par de firmas en un papelucho que no te llena el corazón. Pero, a ese corazón lo estuvieron vaciando los primeros, al menos, 20 años de sus vidas. Es por eso que traigo este tema tan importante. Y te pido que se lo compartas con tus amigas y chicas que conozcan y necesiten leer.

¿Cómo esperar?


Ahora bien, qué mucho se predica la abstinencia. Qué mucho se habla sobre esperar entre las comunidades religiosas, pero muy poco se les habla sobre cómo esperar. ¿Cómo rayos esperamos cuando hay unas redes sociales, mercadeo, prensa, radio, televisión y amistades bombardeándome todo el día con contenido sexual? Pues quiero contestarte esta pregunta y luego abundar un poco en los beneficios.


Por ahora te las enumero para que veas y sepas que hay muchas alternativas y planificación al respecto. Algunas de estas alternativas están presentes en la biblia, específicamente en el libro de Los Proverbios de Salomón y otros datan de la experiencia.

  1. Elegir bien a los amigos a nuestro al rededor. Puede ser una amiga o amigo de la infancia y si bombardea y estimula tu sexualidad no debes tenerle cerca.

  2. No asistas a lugares que puedan inducirte al deseo sexual o a accionar el deseo.

  3. Identifica hobbies que mantengan tu mente ocupada y lejos del mundo sexual.

  4. Identifica la consecuencia de las acciones a destiempo.

  5. Reconoce el pecado que entraría a tu vida.

  6. Aprende sobre inteligencia emocional para que puedas decir NO cuando lo amerite.

  7. Oren juntos y a solas para que su deseo sexual pueda ser disfrutado en el deseo sexual.

  8. Planifiquen una agenda, para cada vez que se vean no sean tentados.

  9. Cuando vayan a lugares donde podrían ser tentados no asistan solos o no asistan.

  10. Haz una lista de propósitos por los que deseas esperar y hazlo tu declaración ante la tentación.

  11. Haz un plan para tu vida donde incluyas por supuesto a Dios, qué deseas tener y persíguelo.

  12. Has un escrutinio del contenido visual y auditivo que estás consumiendo y pásalo por un filtro. Estos pudiesen estar inyectando suficiente información sexual al cerebro, no positiva, y podría convertirse en una bomba de tiempo en tus impulsos. Filipenses 4:8 dice: “Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad”.

  13. Busquen distintas maneras de divertirse y de conocerse que mantenga la mente ocupada y no pensando en el sexo.

  14. Lean contenido que les eduque sexualmente pero que no les incentive a tenerlo. Son dos asuntos muy diferentes. Oprime aquí para acceder a mi tienda online donde podrás encontrar diferentes libros que serán de bendición para ti.

  15. Aumenten su fe en Dios y busquen consejo en profesionales que respeten su fe o en personas sabias que comparten su fe.

Creo que ya podemos pasar a ver algunos beneficios de esperar y consecuencias de acelerar el paso.


¿Cuál son esos beneficios al esperar?


En mis redes sociales he compartido varios beneficios y quiero añadir uno más aquí. Uno de los más grandes beneficios de esperar se encuentra en el Salmo 128 y dice así:


128 Bienaventurado todo aquel que teme al Señor, que anda en sus caminos. 2 Cuando comas del trabajo de tus manos[b], dichoso serás y te irá bien. 3 Tu mujer será como fecunda vid en el interior[c] de tu casa; tus hijos como plantas de olivo alrededor de tu mesa. 4 He aquí que así será bendecido el hombre que teme al Señor.

5 El Señor te bendiga desde Sión, veas la prosperidad de Jerusalén todos los días de tu vida, 6 y veas a los hijos de tus hijos. ¡Paz sea sobre Israel!


  • El hombre será bendecido con provisión de trabajo y comida, y le irá bien.

  • La mujer será bendita y plena.

  • Los hijos darán buen fruto (el útil).

  • Habrá vida, salud y longevidad.

  • Conociendo esto, ser obedientes a Dios paga grandemente, nos da lo que necesitamos y muchas veces más, Él es un Dios que cumple promesas y honra la fidelidad a Él.


Ahora pasemos a lo que nadie quiere saber. Las consecuencias que muchos ignoran consciente o inconscientemente.


¿Consecuencias de apresurar la intimidad sexual?


Busca el post de las consecuencias en mis redes y lee las primeras tres. Aquí te diré la mayor de las consecuencias. ¿Estás preparada?


Te pierdes a ti misma. Así como lees. No solo pierdes a Dios, sino que a ti misma al igual. La palabra del Señor, la Biblia, dice que cuando fornicamos o tenemos sexo premarital o alguna actividad alusiva al sexo en nuestra soltería, no tan solo desobedecemos su mandato de esperar, sino que también volcamos una cubeta de consecuencias sobre nosotras mismas, que no siempre saldrán de nuestras vidas, pudiesen involucrar nuestra vida espiritual como física. Y una de esas consecuencias es perderse así misma.


¿Qué es perderse así misma?


Ya no saber qué lugar ocupamos en la vida de otras personas, ya no saber lo que deseamos o a lo que aspiramos. No conocer la identidad que Dios nos da. Vivir la vida existiendo, pero no disfrutándola con consciencia y libertad de consciencia. Carecer de propósito o tener dificultad para definirlo y cumplirlo. Padecer de baja autoestima e intentar llenar vacíos con elementos pasajeros.


Ya para terminar quiero decirte que no es fácil esperar, no, no, no lo es. Pero tampoco requiere que seas perfecta, sino que te propongas una meta y vayas tras ella. Que mantengas en mente que no lo haces por los demás, sino por y para Dios. Esperar no te hace menos, más sí te hace agradable ante Dios.


El próximo 15 de enero de 2022 habrá clase online y me encantaría que asistieras. Estaré hablando de "La intimidad espiritual en la sexualidad", dirigido a matrimonios y parejas pronto a casarse. Nunca es muy temprano para informarse, pero sí podría llegar a ser muy tarde.





80 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo